¿Qué es AVAATE? | Contacto | RSS 2.0 | Mapa del sitio | | | Buscar

Asociación Vallisoletana de Afectad@s por las Antenas de Telecomunicaciones - AVAATE

Portada del sitio > Prensa > Dos niños de 12 y 13 años reciben tratamiento por adicción al móvil.El uso (...)

La Vanguardia, 12/6/08

Dos niños de 12 y 13 años reciben tratamiento por adicción al móvil.El uso desmedido del aparato les ha creado dependencia en tan sólo un año. Los menores padecían un trastorno de conducta que degeneró en fracaso escolar

Jueves 12 de junio de 2008 · 1537 lecturas

Dos nińos de 12 y 13 ańos reciben tratamiento por adicción al móvil.El uso desmedido del aparato les ha creado dependencia en tan sólo un ańo. Los menores padecían un trastorno de conducta que degeneró en fracaso escolar

Javier Ricou | Lleida | 12/06/2008 | Actualizada a las 03:31h
Aún no han cumplido 14 ańos y ya están siendo tratados por una adicción. El teléfono móvil es la droga a la que se han enganchado estos dos nińos, de 12 y 13 ańos, que sufren un trastorno de conducta por un uso desmesurado de este aparato. Los dos menores siguen un tratamiento para curar esa adicción en el Centro de Salud Mental Infantil y Juvenil de Lleida (Csmij).

Seguir leyendo noticia
Un "juguete" peligroso

La última encuesta sobre Equipamiento y Uso de Tecnologías de la Información y Comunicación en los hogares del INE revela que, en 2007, el número de nińos de entre 10 y 15 ańos que disponen de teléfono móvil en Espańa había aumentado hasta un 64,7%. En el 2004 este porcentaje era del 45,7%. Maite Utgés recomienda a los padres prohibir el móvil a sus hijos hasta que cumplan los 16 ańos y que controlen el uso de estos artilugios.


"Es la primera vez que aplicamos un tratamiento específico para curar una dependencia a un teléfono móvil", revela Maite Utgés, directora del centro. Cuando los padres de ambos nińos acudieron al centro para pedir ayuda hubo pocas dudas a la hora de identificar el origen de los males de esos nińos. "Los dos presentaban un trastorno de conducta y en ambos casos la situación degeneró en fracaso escolar", ańade Utgés. La adicción al teléfono móvil les había abocado a esta situación.

¿Cómo se ha llegado a esta conclusión? La directora de este centro de referencia en Lleida de psiquiatría infantil indica que la adicción de esos nińos por el teléfono móvil quedó evidente cuando se comprobó que si se les quitaba ese aparato "ambos tenían serios problemas para llevar una vida normalizada". Su dependencia al teléfono había llegado a tal extremo que sin él, estos menores eran incapaces de realizar las tareas que se exige a unos nińos de su edad.

La primera medida, tal y como se hace con el resto de adicciones, fue evitar que esos nińos tuviesen acceso a la "droga" a la que se habían enganchado. Ambos no tocan un teléfono móvil desde que iniciaron, hace unos meses, el tratamiento. Y eso ha cambiado sus vidas, ya que esos nińos estaban pendientes de ese aparato una media de cinco o seis horas diarias. "Eso es mucho tiempo", alerta Maite Utgés. El móvil lo usaban tanto para hablar, enviar mensajes como para distraerse con los juegos disponibles en los teléfonos.

"Cuando se llega a un extremo de dependencia tan fuerte no resulta nada fácil, para esos menores, dejar de usar de golpe el móvil", ańade. Los dos nińos hacía alrededor de ańo y medio que disponían de teléfono para uso propio y sin ningún control por parte de sus padres. En uno de los casos -el aparato funcionaba con tarjeta- el nińo se las había ingeniado, a espaldas de sus padres, para buscar dinero con el que recargar el teléfono. "Lo hacía con propinas que le daba su abuela u otros familiares sin explicar el destino que daba a ese dinero", indica Utgés.

Lo más difícil es ahora conseguir que esos nińos admitan su adicción al móvil. "Por el momento ninguno de estos dos pacientes reconoce esa dependencia, por lo que hay que ir avanzando poco a poco en el tratamiento, con el que se busca un cambio conductual", ańade la directora del centro de Lleida. Si las cosas van bien, esos dos nińos necesitarán como mínimo un ańo de tratamiento, calcula Maite Utgés, para superar la adicción. Un estudio de la Oficina del Defensor del Menor de Madrid realizado hace poco más de un ańo ya detectó, al investigar el uso que hacían los menores del teléfono móvil, que cerca de un treinta por ciento de los jóvenes de entre 11 y 17 ańos elegidos para este estudio se sentían "sumamente agobiados" cuando se les retiraba el aparato.
Ver la noticia original AQUÍ

Si quieres hacernos un comentario, por favor escribe un CORREO a avaate@avaate.org o utiliza este FORMULARIO DE CONTACTO. Muchas gracias.


Enviar un mensaje

Apoyo económico