¿Qué es AVAATE? | Contacto | RSS 2.0 | Mapa del sitio | | | Buscar

Asociación Vallisoletana de Afectad@s por las Antenas de Telecomunicaciones - AVAATE

Portada del sitio > Prensa > ARGENTINA: Tratarán los casos de vecinos afectados por una antena. Salud irá (...)

ARGENTINA: Tratarán los casos de vecinos afectados por una antena. Salud irá al lugar para verificar si ésta es la causa de las enfermedades y las muertes.

Martes 12 de agosto de 2008 · 1471 lecturas

ARGENTINA: Tratarán los casos de vecinos afectados por una antena. Salud irá al lugar para verificar si ésta es la causa de las enfermedades y las muertes.
Lorena Villafańe - lvillafane losandes.com.ar
La Secretaría de Medio Ambiente pidió al Ministerio de Salud que analice los casos de muertes y enfermedades que se han dado entre los habitantes de La Consulta, San Carlos, donde se encuentra una antena de telefonía celular de la empresa Claro (ex CTI).

Además -para determinar si es o no éste el causante de problemas- pidieron a la Universidad Tecnológica Nacional que haga un estudio para conocer las emisiones de radiación.

"Hemos pedido al Servicio de Epidemiología que haga un estudio en el lugar para conocer la causa de esta situación en San Carlos. También pedimos a la UTN que haga una medición suplementaria y, al municipio, que nos remita el estudio que realizó", afirmó Guillermo Carmona, secretario de Medio Ambiente.

Tal como publicó Los Andes en la edición de ayer, los vecinos de este distrito están preocupados por la cantidad de fallecimientos y enfermos que se dan en un radio de tres cuadras en La Consulta.

Ellos mismos encararon un relevamiento de casos y se detectaron 45 personas enfermas y 48 muertes, en su mayoría, a causa del cáncer.

Los vecinos pagaron los servicios del ingeniero en electrónica y telecomunicaciones y especialista en seguridad teleinformática, Ariel Garbarz, para que midiera las radiaciones en distintos lugares. El resultado: emite más radiaciones que las permitidas por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Mientras tanto, desde Ambiente, comentaron los procedimientos que han seguido con respecto a la instalación y monitoreo de antenas en la provincia.

"Hay dos tipos de situaciones: las antenas que se van a instalar y las que se instalaron antes de 2002, cuando no se solicitaba estudios de impacto ambiental", explicó Carmona.

Este último caso es el de la antena de la ex CTI, que fue instalada en 1998 en la esquina de calle Bruno Villegas y Sasso s/n.

En cuanto a las que se van a instalar, Carmona comentó que se han clausurado algunas porque no cumplían con los requisitos establecidos: "También hemos dado intervención a la Fiscalía de Estado en los casos en los que se han negado a ser desmanteladas". De seis pedidos clausuraron dos.

Según la documentación que proporcionaron desde la Secretaría de Medio Ambiente, el 2 de mayo de este ańo se le solicitó a la Comisión Nacional de comunicaciones (CNC) que realizara un estudio de mediciones de radiaciones no ionizantes en la antena en cuestión.

El 1 de julio, este organismo informó que "no se registraron valores que superen el límite de Máxima Exposición Permitida (MEP) que establece la Resolución N202/95 del Ministerio de Salud y Acción Social (de la Nación) en ninguna de las tres estaciones".

El problema de fondo

La CNC sostiene que la MEP en el país, está "por debajo de lo que recomienda la OMS: "La normativa vigente en nuestro país sobre la exposición poblacional a las radiaciones no ionizantes, es más exigente que los recomendados por los estándares internacionales.

Sin embargo -según Garbarz- en esta afirmación hay una verdad contada a medias. "Lo que el gobierno nacional y la CNC siguen es la normativa del Comité Internacional de Radiación no Ionizante, que fue la primera que tomó la OMS en 1996. Se fijaba un MEP de 450 microvatios por centímetro cuadrado", asegura el especialista.

No obstante -continuó- "esa normativa estaba hecha para telefonía celular analógica. Cuando se pasó a la digital, en 2000, la OMS adoptó la normativa del Comité de Salzburgo, que establece como límite los 10 microvatios. Pero el gobierno nacional no lo adoptó y la radiación de la telefonía celular digital es mucho más peligrosa".

Y agregó: "Las telefonías están interesadas en mantener los niveles viejos porque sino tendrían que hacer el triple de inversión en antenas, que deberían ser más chicas y con menor potencia".

Ver la noticia original AQUÍ

Si quieres hacernos un comentario, por favor escribe un CORREO a avaate@avaate.org o utiliza este FORMULARIO DE CONTACTO. Muchas gracias.


Enviar un mensaje