¿Qué es AVAATE? | Contacto | RSS 2.0 | Mapa del sitio | | | Buscar

Asociación Vallisoletana de Afectad@s por las Antenas de Telecomunicaciones - AVAATE

Portada del sitio > Prensa > MADRID: Vecinos de Tetuán protestan contra una antena de telefonía por el (...)

MADRID: Vecinos de Tetuán protestan contra una antena de telefonía por el aumento de casos de cáncer. "En este trocito hay montones de casos: unos han muerto, otros están malos y otros morirán". "Hasta los tres animales (perros y gatos) que han tenido en la casa en los últimos años "se han muerto de cáncer".

Viernes 23 de octubre de 2009 · 1447 lecturas

Vecinos de Tetuán protestan contra una antena de telefonía por el aumento de casos de cáncer

Última actualización 23/10/2009@01:20:57 GMT+2
Los vecinos de la calle Blanco Argibay de Madrid llevan más de 10 ańos conviviendo con una antena telefónica. Por temor, siempre se negaron a su instalación, pero ni las instituciones ni los vecinos del bloque donde se encuentra la antena les hicieron caso.
"Desde el principio hubo problemas con la antena, lo que pasa es que ahora se está muriendo de cáncer muchísimo más aquí", atestigua Carmen, a quien se le ha muerto un familiar por un cáncer de colón que vivía en su misma calle hace menos de un mes. Ańos después, desde su terraza, donde se ve la antena telefónica en toda su dimensión, los vecinos son capaces de enumerar más de 10 casos de cáncer tan sólo entre sus conocidos de los bloques colindantes.

"En este trocito hay montones de casos: unos han muerto, otros están malos y otros morirán", seńala por el balcón Marcelina, que ahora mismo tiene a su marido en casa después de pasar 15 días hospitalizado. Le acaban de detectar un tumor en el cuello y otro en el recto, pero ya no tiene solución y prefiere tenerlo cerca en sus últimos días.

Aunque los vecinos son conscientes de que no pueden demostrar la relación entre la antena y los múltiples casos de cáncer y otro tipo de afecciones, subrayan que el número de enfermos "ya no es normal". De hecho, sólo esperando unos 15 minutos frente al edificio donde se encuentra la antena se paran varios vecinos para contar casos propios y de conocidos.

La primera, Dolores, que se acerca en muletas a ritmo lento y que atestigua que, sólo en su bloque, han muerto cuatro personas de cáncer en los últimos ańos, sin contar con las numerosas afecciones. De hecho, su hija Magdalena, que sufre una insuficiencia renal, nódulos en tiroides y páncreas, argumenta que ya no se puede tratar de una simple casualidad, puesto que hasta los tres animales (perros y gatos) que han tenido en la casa en los últimos ańos "se han muerto de cáncer".

INSOLIDARIDAD VECINAL

Según los vecinos, la insolidaridad de los habitantes del bloque donde está la antena es doble. Primero, porque reciben dinero a cambio y segundo, porque a ellos podrían no afectarles los efectos de la radiación. Tal y como recuerda otra vecina de la zona, Isabel, con una enfermedad cardiovascular, desde el Ministerio de Sanidad donde han acudido a quejarse en varias ocasiones, les aseguran que los vecinos donde está la antena "no tienen problemas porque hace tipo paraguas, por lo que el cáncer y el mal va hacia los demás".

Por su parte, el presidente de la comunidad donde está instalada la antena, Juan reconoce fuera de cámara que la comunidad de vecinos percibe una cantidad económica por tener la antena telefónica en el edificio, aunque se niega a hablar de cifras. "No porque se llenen los bolsillos unos pocos van a morir el resto de familias", se lamenta Dolores.

Eso sí, opina que antes de la antena ya habría enfermedades en el barrio y las seguirá habiendo con o sin antena y subraya que si los que denuncian la situación tuvieran la oportunidad de tenerla en su casa y recibir dinero, "no se quejarían". En cualquier caso, Juan defiende que tienen todas las licencias necesarias y que, en todo caso, tendrían que "responder quien las concede".

DESPROTECCIÓN INSTITUCIONAL ANTE LAS RADIACIONES

Aunque los vecinos reconocen que las autoridades ya han ido a medir las radiaciones hace un tiempo, cuando les contestaron que la antena cumplía con la normativa, también opinan que los numerosos casos de cáncer y otras enfermedades desmienten que no sea nociva para el vecindario. "Por muy pequeńa que sea la radiación, si se recibe diariamente, es perjudicial para el organismo", argumenta Isabel.

Ante la desprotección que sienten, han mandado firmas a todas las autoridades posibles (Ayuntamiento, Comunidad de Madrid y Gobierno) con el mismo resultado: ninguno. A tenor de los últimos casos, reclaman nuevas mediciones e invitan a las autoridades a visitarles para que comprueben los múltiples casos vecinales. "Aquí nadie se quiere mojar, y como no está demostrado, pero que haya tantos casos ya no es normal", se queja Carmen.

Desde el Área de Urbanismo del Ayuntamiento de Madrid seńalan que ya en anteriores ocasiones la ubicación de esta antena ha sido denunciada, si bien en todas ellas la causa ha sido archivada, pues el dispositivo cuenta con las licencias de instalación y funcionamiento.

EL RUIDO DE LA ANTENA, "EN EL ALMA"

Mientras tanto, las vecinas aseguran que con el tiempo no sólo tienen miedo por las enfermedades derivadas de las radiaciones de la antena, sino por otro tipo de efectos secundarios, como los generados por el ruido que hace la instalación durante la noche.

Marcelina muestra uno de sus audífonos, el otro no se lo quita porque sino no oye, bromea a la vez que explica: "me he quedado sorda perdida porque el ruido me ha atacado ya la cabeza". Sólo se alivian los efectos del ruido cuando sale de su casa. "¿Por qué tengo que salir de mi casa si tuve que luchar mucho para conseguirla?", se pregunta.

Incluso la hija de Carmen y su nieta están perdiendo capacidad auditiva, ya que su habitación está a escasos metros de la antena. "Esa antena no estaba aquí cuando yo vine, no es justo, tengo el ruido toda la noche está metido en la cabeza que ya está metido en el alma", protesta esta vecina.

Ver la noticia original AQUÍ

Si quieres hacernos un comentario, por favor escribe un CORREO a avaate@avaate.org o utiliza este FORMULARIO DE CONTACTO. Muchas gracias.


Enviar un mensaje